Técnica mínimamente invasiva en la cual equilibramos la armonía del rostro aportando volumen al pómulo mediante infiltraciones con Ácido Hialurónico o Hidroxiapatita Cálcica. Hay tres motivos por el cual se opta por este tratamiento:

  • Rejuvenecimiento facial, debido al envejecimiento natural o prematuro el rostro va perdiendo volúmenes acentuando el hueso por la pérdida del tejido adiposo o bien se cae el cae el volumen acentuando el surco nasogeniano, por lo que debemos recolocar el pómulo en su sitio.

  • Vector sexy, es una técnica en la que pronunciamos el pómulo y trazamos un vector para proyectar, mejorar y realzar el aspecto del pómulo.

  • Pacientes dolicofaciales (“cara larga”) que acuden a la consulta para conseguir un efecto de cara más corta.

¿Los efectos se ven en el momento? Si, tiene efecto inmediato.

¿Cuánto dura la intervención? 20 minutos.

¿Precisa anestesia? No, no duele. Además el propio producto lleva incorporado anestesia.

¿Cuánto tiempo duran los resultados? Entre 12-18 meses, depende de la edad y cuidado de cada paciente.

PÓMULOS